El tatuaje bostero de Marcos Rojo: ¿un guiño para Riquelme?

El defensor, que finaliza su contrato con el Manchester United en los próximos meses, está en el radar del Xeneize.

22 de enero, 2021 | 19.44

Boca Juniors finalizó la temporada con la consagración de la Copa Diego Armando Maradona luego de una dura derrota por Copa Libertadores que impactó fuertemente dentro de la institución. Muchos de los jugadores fueron criticados y hasta se pidió por la salida de figuras del equipo titular. Como si esto fuera poco, se inició un nuevo mercado de pases y los rumores toman cada vez mayor fuerza. Uno de los futbolistas que está en la órbita del Consejo de Fútbol que comanda Juan Román Riquelme es Marcos Rojo, actualmente en el Manchester United e histórico de la Selección Argentina.

Evasión en Argentina: Los ricos fuera de borda

El defensor, que puede jugar de lateral y zaguero, finaliza su vínculo con el equipo inglés a mediados de este año y es un hecho que no renovará su contrato. Por eso, analiza las distintas ofertas y piensa en lo que será de su futuro y el de su familia. Durante el mercado pasado, luego de su corto préstamo en Estudiantes de La Plata, la dirigencia del Xeneize hizo un intento por él. Si bien agradeció el interés, luego de jugar un sólo partido en el "Pincha", a causa de su falta de ritmo futbolístico, prefirió no armar una polémica. Ahora, las cosas parecen haber cambiado.

Las partes de acercan cada vez más y parece que Rojo aprovecha las redes sociales para enviar algunos mensajes. El futbolista de 30 años fue fotografiado mientras se tatuaba la pierna derecha y dejaba grabada en su piel una imagen de Diego Maradona. En varias oportunidades, Marcos dejó en claro que era "maradoniano" y tras su fallecimiento, escribió un emocionante posteo en Instagram. Pero el detalle del tatuaje es lo que hizo ilusionar a los hinchas: se trata de la famosa imagen de El Diez es en el palco de la Bombonera, con la azul y oro, la boina verde y el habano.

Más allá de esto, todavía no definió qué hará con su carrera. Mientras tanto, Estudiantes se mantiene agazapado esperando la oportunidad para volver a contar con él y hasta el Cruz Azul de México, según el Diario Olé, planea hacer un intento. Por supuesto, el club azteca estará más cerca desde lo económico a lo que actualmente gana en Manchester pero el sueño de su padre y su familia se mantiene latente: verlo en Boca. Si bien no hay novedades en relación al tema, desde el Xeneize esperan contar con Rojo durante la actual pretemporada.

La declaración que lo condena

Mientras su nombre suena cada vez más fuerte en el club de la Ribera, los hinchas del equipo de La Plata no dudan en mostrar toda su molestia por la posibilidad. "¿Vas a jugar en Boca por papá o en River por mamá?", le consultaron los periodistas del medio Jaque Mate durante el 2017. Y sin dar vueltas, el defensor no dudó mostrando sus tatuajes del "Pincha": "No, si vuelvo es solo a un club. Mirá... Te digo todo con eso". 

Lo cierto es que, con el paso del tiempo, las cosas cambiaron. Cuando le preguntaron lo mismo el año pasado, Rojo expresó: "La gente de Estudiantes me recibió como un ídolo, me abrieron las puertas. No puedo irme ahora a Boca habiendo jugado un solo partido, no hablaría bien de mí. En un futuro nunca se sabe. Hoy en día quiero jugar en Estudiantes ​pero más adelante no se sabe. No quiero decir ‘no, no, no’ y después hacerlo porque quedaría mal".

 

LA FERIA DE EL DESTAPE ►