Cerró Pippo, un histórico restorán porteño

El lugar era conocido por sus entradas de longaniza y sus Vermicellis al tuco y pesto.

01 de septiembre, 2020 | 13.09

Pippo, uno de los restaurantes históricos ubicado en el porteño barrio de Congreso y visitado por miles de personas en sus 75 años de existencia decidió cerrar una de sus dos locaciones luego de varios meses dependiendo exclusivamente del servicio de delivery.

Impuesto a las Grandes Fortunas

 La sucursal histórica del clásico restaurante Pippo, ubicada en Montevideo 341, que este año cumplía 83 años, decidió cerrar sus puertas, aunque permanece todavía abierto el local de la calle Paraná 356.

Según informó el diario La Nación, "esta semana sus dueños decidieron convocar a sus empleados para informarles sobre el cierre y acordar las respectivas indemnizaciones". La Justicia ya había decretado en 2015 la quiebra del restaurante y los locales habían perdido el vínculo entre sí, aunque sostenían el nombre y el espíritu de la marca.

Durante tres cuartos de siglo, las mesas del famoso restaurante de la ciudad de Buenos Aires "fueron testigo de las charlas de media noche de importantes figuras del teatro, deporte, política y más", dicen en la web sus administradores. Por allí pasaron, resaltan, Alberto Olmedo, Jorge Porcel, Tato Bores, Horacio Acavallo, Ringo Bonavena, El Mono Gatica, El loco Gatti, Palito Ortega, y tantos otros".

EL DESTAPE RADIO EN VIVO ►